Cocinas en blanco y negro

Artículos Mas Leídos

Las pinturas más adecuadas para la cocina

Por sus características particulares, la cocina precisa pinturas durables y resistentes, fáciles de limpiar y de alta calidad.

Vinilos culinarios para paredes

Si se busca dar un toque de frescura y diversión a la decoración de la cocina, los vinilos para paredes y muebles son una opción personalizada y de alta calidad, muy fácil de colocar.

Diseños de cocinas

El diseño de esta cocina-comedor diario se generó a partir de las necesidades familiares de cocinar “en compañía”. Una isla con espacio de mesada, guardado y cocción coronada por una campana de extracción en acero inoxidable, hizo posible acceder a este pedido, marcando una división más sutil entre el sector de trabajo y el comedor

Diseño de cocinas 2

Esta cocina de departamento fue diseñada en una paleta acotada de blanco y negro. La mesada, de granito negro, se completa con muebles bajomesada en melamina blanca con cantos de acero y un nicho para el lavavajilla. El piso está formado por

Azulejos pintados en la cocina

Los azulejos son el revestimiento más idóneo para cocinas, debido a que estos cerámicos son compactos y resistentes al agua, a los agentes químicos, a los vapores, grasas, olores, al calor, a los impactos.

Publicado el 14 de enero de 2011


Una de las combinaciones más empleada en la decoración de interiores es la de blanco y negro. Es considerada un clásico ya que logra un equilibrio perfecto entre la luminosidad y la oscuridad. Así como el blanco es la sumatoria de todos los colores del espectro lumínico y el negro, la ausencia de luz, podremos encontrar fácilmente el equilibrio utilizando esta fórmula infalible.

Empleando esta combinación cromática tendremos el éxito asegurado, pues nos brinda infinitas posibilidades, tanto para lograr cocinas refinadas y elegantes, como para lograr efectos futuristas, o para ofrecer ambientes minimalistas al extremo.

El uso del binomio blanco y negro:

A la hora de emplear este binomio en la decoración, debemos ser cautelosos, pues no tenemos asegurado el equilibrio, sino que lo tendremos que lograr cuidando cada detalle. De modo que es necesario establecer una dosificación entre ambos colores para obtener un espacio armónico.

Debemos tomar en cuenta las cualidades de cada color a la hora de aplicarlos en la decoración, por lo que si tenemos un rincón oscuro, no utilizaremos el negro, sino que por el contrario, emplearemos el blanco, para darle luminosidad.

Tampoco emplearemos el blanco puro para un espacio demasiado iluminado, pues obtendríamos un efecto deslumbrante, lo cual no resulta agradable. En este caso, podemos agregar toques de negro al blanco para mitigar en parte su brillo, o si las circunstancias lo permiten, emplear el negro en toda la superficie.

Otra forma de apagar un elemento blanco demasiado luminoso es iluminarlo a través de una pantalla negra opaca, con lo que lograremos un ambiente más relajado en nuestra cocina.

Lo ideal es emplear el blanco puro en las zonas que requieren mayor iluminación, como la encimera y los fogones, y optar por combinaciones de blanco y negro para la zona de comer y de lavado. Incluso podemos agregar elementos negros en esta zona, como podrían ser la mesa y las sillas. De este modo conseguimos distender el ambiente.

Los armarios pueden ser blancos con los frentes negros si la cocina está bien iluminada.

Las encimeras negras son de gran elegancia y belleza, combinando a la perfección con una pared y muebles blancos. Pero también podemos emplear el blanco en la pared y la encimera, optando por muebles negros, preferentemente lacados.

La tradicional combinación en damero es la más empleada en los pisos de las cocinas, pudiendo variar el tamaño de las baldosas y con ello su efecto.

Imprimir

Categorías: Diseño, Equipamiento, Estilos

Palabras clave: ,

Mas artículos sobre : Cocinas En Blanco Y Negro